imágenes y movimientos

Carta abierta a los Legisladores Brasileños

No todos los días se tiene la posibilidad de leer al inventor de Internet sobre temas latinoamericanos. Esta semana es un caso especial. Es que Tim Berners-Lee, preocupado por una petición presentada por la Comisión de Investigación Parlamentaria sobre Crímenes Cibernéticos en el poder legislativo brasilero, se explaya sobre los peligros que puede provocar este pedido. Aquí su carta abierta:

Brasil ama la Internet. Más de la mitad de su gente está online, y este número está creciendo rápidamente. De acuerdo a un informe reciente, el 71% de los Brasileños se conectan al menos una vez a cada hora – más que en cualquier otro país. Ciudadanos de todas las esferas de vida están utilizando la Web para construir negocios y crear empleos. De hecho, se estima que el sector de las TIC representará el 10,7% del PIB brasileño en 2022 – esencial en tiempos de fuertes turbulencias económicas globales. Claro, los beneficios de la conectividad van mucho más allá de lo financiero. El 60% de los usuarios web brasileños acceden a recursos educativos, para dar sólo un ejemplo. Mientras tanto, muchos ciudadanos están usando la Web para reforzar la vibrante democracia – debatiendo los asuntos políticos del día online y comunicándose con las autoridades electas. Brasil rankea segundo en Latinoamérica en el Open Data Barometer de la Web Foundation – lo que significa que los ciudadanos están usando información abierta de la Web para reclamar transparencia y rendición de cuentas a las figuras públicas.
Estos beneficios están protegidos porque en 2014 – después de un largo período de debate y consultas – ustedes, brasileños, reconocieron que para que Internet verdaderamente beneficie y empodere a todos, ciertos fundamentos deben ser reconocidos y protegidos. Ellos incluyen el derecho de acceso a la red a un precio accesible para todos, el derecho de expresarse libremente online, el derecho de comunicarse con seguridad y privacidad, y la necesidad de asegurar que todo el contenido es tratado de la misma forma, sin priorización, bloqueo o censura. Su país se tornó el primero en dar el valiente paso para colocar en práctica una “Carta de derechos” para Internet – el Marco Civil de Internet. Este abordaje visionario ya tuvo impactos globales. Desde Italia a Nigeria, otros países están intentando imitar a Brasil. Por eso, la Internet ama a Brasil.
Por eso es que estoy triste en saber que los principios consagrados en el Marco Civil pueden estar bajo amenaza siguiendo el nuevo reporte contra crímenes cibernéticos que está siendo analizado en el poder legislativo. Es importante garantizar la seguridad de todos quienes usan la Web, pero este reporte contiene muchos aspectos preocupantes. Propuestas que amenazan la neutralidad de la red proveyendo nuevos poderes para bloquear aplicaciones o retirar contenidos son profundamente preocupantes, ya que representan un duro golpe contra la libertad de expresión online – en un momento en que la libertad de expresión y debates profundos son más necesarios que nunca. Sugerencias de que el dinero destinado a conectar más brasileños sea relocalizado para fondos de policía de la red son iniciativas difíciles de entender, sobre todo cuando casi la mitad del país sigue sin poder beneficiarse de acceder a Internet con frecuencia. Mientras tanto, permitiendo la identificación de personas asociadas a direcciones IP sin una orden judicial puede constituir una amenaza a la privacidad online – creando un efecto inhibidor de la libertad de expresión, y con repercusiones negativas para los negocios y la democracia. Estos son apenas algunos de los aspectos preocupantes del reporte.
Brasil necesita de una Internet libre y abierta – para aprovechar las oportunidades en el horizonte y enfrentar los desafíos que tiene por delante. Y la Internet libre y abierta precisa que Brasil continúe siendo una referencia para el progreso y un modelo para la región y para el mundo. Les ruego a los brasileños a que rechacen las propuestas actuales de este reporte, consideren maneras alternativas de combatir crímenes cibernéticos y que se comprometan nuevamente con los principios del Marco Civil que protege la internet como ella debe ser – un espacio abierto, colaborativo del cual todos puedan beneficiarse.
Sir Tim Berners-Lee
Inventor de la World Wide Web
Director de la World Wide Web Foundation

próximo puesto

Atrás puesto

Deja un comentario

© 2017 MEDIONEGRO

Tema de Anders Norén